Pasión y misión, conceptos claves para motivar el emprendimiento propio

Laura8“Enciéndete todos los días”. La vida de un emprendedor está llena de subidas y bajadas. Un día las cosas son realmente emocionantes; al siguiente debemos enfrentarnos a un nuevo obstáculo. Esto podría desgastarte y terminar con la pasión por la empresa.

Como emprendedores, la pasión es nuestra responsabilidad.

Algunos, conocemos bien qué nos motiva; otros aún no lo descubrieron. Sólo debes asegurarte, de que sea tu pasión y tu propósito, y no lo que tus padres y mentores te han dicho que debes y no debes hacer.

Dos dueños de dos pizzerías casi idénticas podrían tener distintas razones por las que emprendieron. Uno podría estar viviendo el sueño de hacer crecer un pequeño negocio y de darle trabajo a jóvenes locales; mientras el otro podría amar simplemente ver a familias felices disfrutando de una buena comida. La clave es descubrir lo que te motiva; lo que te enciende.

Existen dos factores importantes que motivan a la mayoría de los EMPRENDEDORES:

– Querer expresar los deseos, pasiones y propósitos. La razón es simple: Si vamos a crear un negocio y usar buena parte de nuestro tiempo en él, hagamos algo que amemos y que exprese nuestro objetivo en la vida.

– Querer poner la pasión antes de la practicidad. Sí, queremos que nuestro negocio tenga éxito y nos haga ganar dinero. Pero primero debemos decir las palabras que nos emocionan; que encienden nuestra pasión. Es como las viejas locomotoras de vapor: El motor y las vías son la estructura práctica del negocio, pero si no hay fuego en la caldera, jamás se moverá…

Entonces…

… Alimenta el fuego cuando sea necesario

Nos motivamos todos los días y quizá estemos listos para enfrentar cualquier obstáculo, pero ¿cuánto tiempo durará esta actitud? En un día bueno, dos horas, en un día malo, 10 minutos.

Casi todos los días ocurrirá algo que te desanime o baje la moral. Puede ser una queja de un cliente, un empleado con desempeño deficiente, un desperfecto técnico.

Si esto pasa, es momento de que reenfoques tu visión. Cuando un corredor se tropieza, ¿qué hace? Se detiene, respira, recupera el enfoque e inicia de nuevo. No se trata de cuántas veces caemos, sino de qué tan rápido nos recuperamos.

Por eso es importante que tengas siempre en mente cuál es tu misión, así, cuando ocurra algo que te desmotive, detente, párate derecho, respira profundamente tres veces y repite nuevamente tu misión, esta práctica hará que renueves tu energía y compromiso.

 Hablé de misión y visión.. ¿pero qué son estos dos conceptos, qué significan en la vida de un emprendedor?… en la edición de mañana encontrarán las respuestas…

 laura

Asesoramiento en:

MARKETING ESTRATÉGICO Y TÁCTICO – PLANES DE NEGOCIOS – AGRONEGOCIOS – RECURSOS HUMANOS – CAPACITACIONES EMPRESARIALES – EMPRESAS FAMILIARES.

Móvil: 03385 – 15409478    /    Mail: malauraechavarri@hotmail.com

Las Malvinas N° 250    /    CP (6125)    /    SERRANO – CÓRDOBA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *